Informe: Israel descubrió una nueva fábrica iraní de misiles de precisión en Siria

1632

Una nueva fábrica de misiles de precisión que está siendo construida por Irán, en Siria, junto con el régimen del dictador sirio, Bashar al Assad, y el grupo terrorista libanés chií Hezbollah, fue descubierta por los organismos de inteligencia israelíes, señala un reporte del Canal 12 de la televisión.

De acuerdo con el informe, la nueva y ambiciosa fábrica fue construida recientemente cerca de la ciudad de Safita en el noroeste de Siria. Los iraníes tenían la espectativa de que no fuera descubierta para ello la erigieron lejos de otros sitios iraníes que fueron previamente bombardeados por la aviación israelí en Siria. La fábrica había sido concebida para producir misiles de precisión con el objetivo de ensanchar la amenaza contra Israel, por parte del vasto arsenal de cohetes y misiles desplegados por el socio de Irán, Hezbollah, en el sur del Líbano.

El Canal 12 precisa que Irán tuvo que eludir las sanciones internacionales aplicadas sobre su programa de misiles, para construir la planta. Y lo hizo mediante una variedad de empresas de paja establecidas por el Centro de Estudios Científicos y de Investigación de Siria (SSRC, por sus siglas en inglés), una agencia gubernamental dedicada a la producción de armas, cuyas instalaciones han sido reiteradamente bombardeadas por Israel, en el pasado.

Las compañías de paja, establecidas especialmente para ese propósito, ordenaron partes de misiles a Italia, China y otros países del este de Asia, asegura el canal de televisión israelí. Las firmas de paja fueron bautizadas con el nombre de Organización de Industrias Tecnológicas (OTI) y el Grupo ANAS, precisa el informe.

Sin embargo, Israel descubrió, rastreó y reveló la instalación bajo el telón de fondo de sus esfuerzos para desbaratar los intentos de Irán de consolidarse militarmente en Siria.

El ataque israelí anterior contra una fábrica de misiles de precisión en Siria tuvo lugar en septiembre pasado, cuando las defensas antiaéreas sirias respondieron desmesuradamente, derribando un avión militar de inteligencia ruso, matando a sus quince tripulantes.

Rusia, aliado de Damasco, acusó a Israel por el derribo de la aeronave, una imputación que Jerusalén rechazó. Consiguientemente, Moscú transfirió sistemas de defensa antiaérea avanzados a Siria, una medida que fue condenada por Israel.

Más noticias sobre Israel en Aurora.