Netanyahu: La inmunidad es la “piedra fundamental de la democracia”

493

El primer ministro, Benjamín Netanyahu, manifestó a los activistas del Likud que buscar la inmunidad frente a su procesamiento no es antidemocrático sino por el contrario es “la piedra fundamental de la democracia”.

Durante un evento de encendido de las velas de la festividad de Janucá en el Hotel Panorama de Tel Aviv, Netanyahu afirmó que el martes anunciará su decisión sobre si pedirá al Parlamento (Knéset) inmunidad frente a los cargos por corrupción en su contra.

“La única inmunidad que estoy buscando ahora es la inmunidad con respecto a la frívola propaganda”, manifestó Netanyahu. El primer ministro en funciones afirmó que el partido rival Azul y Blanco (Kajol Laván) está “diciendo tonterías todo el día sobre la inmunidad, inmunidad y más inmunidad”.

Las encuestas indican que el pedido a la Knéset (Parlamento) de inmunidad no es popular entre los votantes, inclusive entre muchos partidarios de Netanyahu. Una encuesta del Canal 12 sugiere que el 51% de los israelíes se opone a esa medida y que solamente el 33% la apoya.

Por lo tanto, no es de extrañar que Netanyahu haya evadido hasta ahora responder a la pregunta si solicitará inmunidad a la Knéset.

Netanyahu tiene hasta el 31 de diciembre para reclamar la inmunidad, de lo contrario perderá automáticamente su derecho a hacerlo. Y aunque está lejos de conseguir una mayoría en el Parlamento que apoye el pedido, con el solo hecho de requerirla podría postergar los eventuales juicios durante meses.

Su pedido debería ser considerado por el Comité de Gobierno de la Knéset antes de que sea elevado al pleno del Parlamento, pero debido al estancamiento político, y las nuevas elecciones programadas para el 2 de marzo, la Knéset solamente podrá revisar y decidir su pedido después de que se forme el próximo Gobierno –si es que se forma-, tras las elecciones.

Más noticias de Israel en Aurora.