Charla sobre inclusión social para personas con discapacidad

Coordinada por el área de Discapacidad de AMIA, el próximo martes 9 de agosto, a las 19, se realizará la capacitación virtual “Inserción social después de la escuela: Hacia la construcción de la autonomía personal”.

El encuentro, que se desarrollará a través de la plataforma de Zoom, estará a cargo de Celeste Mamone, Diego Belmonte y Aquiles Cristiani, miembros del equipo clínico de la Fundación Caminos, organización social dirigida a jóvenes y adultos con discapacidad intelectual.

Para participar de la actividad, que es libre y gratuita, se requiere la inscripción previa en https://us06web.zoom.us/meeting/register/tZAudOChqz4qEtJJouSDE9o7KH2AyuoX4euo

Desde el área de Discapacidad de AMIA informaron que los encuentros para familiares se seguirán realizando los segundos martes de cada mes, de 19 a 20:30, hasta diciembre. Para más información, el mail de contacto es discapacidad@amia.org.ar.

Se extiende en Tucumán el programa “Hippy – Aprendiendo en casa”

El programa “HIPPY – Aprendiendo en casa” llegó a una nueva localidad en la provincia de Tucumán, donde comenzó a acompañar, con su propuesta pedagógica a cargo de tutores, a familias de niños y niñas en situación de vulnerabilidad.

Se trata del municipio de Concepción, donde el programa ya está siendo aplicado gracias al convenio de colaboración que firmaron autoridades locales, y la Fundación León, organización aliada de AMIA en la mencionada provincia, para llevar adelante este proyecto de educación no formal.

“Ya son siete los lugares donde estamos presentes en Tucumán con este programa que abarca ahora, en toda la provincia, a más de 170 familias”, precisó Fanny Kohon, directora del departamento de Programas Sociales de AMIA.

“Desde hace más de tres años que tenemos un convenio de trabajo colaborativo y articulado con la Fundación León, que permitió que el programa HIPPY pudiera extender su alcance y llegar a nuevas localidades”, agregó.

“El programa que realizamos en Tucumán nos permite aportar nuestra experiencia en pos de promover la educación y el aprendizaje a través del juego, y contribuir a garantizar la permanencia de los niños y las niñas en el sistema educativo”, remarcó.

El lanzamiento del programa se realizó el 15 de julio pasado, en el merendero del Barrio 1° de Mayo 2. Asistieron las familias alcanzadas por el proyecto, quienes recibieron material didáctico y libros para la primera infancia.

Estuvieron presentes en el acto el intendente de Concepción, Alejandro Molinuevo; la secretaria de Políticas Sociales del municipio, María Inés Tarulli; la presidenta de la Fundación León, María Laura Canigia; el director Diego Aguilar, y el coordinador de la institución, Daniel Bestué.

El programa “Aprendiendo en Casa – HIPPY” se ocupa de promover el desarrollo temprano de niños y niñas en edad preescolar en situación de vulnerabilidad social, para estimular el aprendizaje y favorecer la inserción escolar. La iniciativa de educación no formal surgió en 1969 en Israel y, a través de su área de Infancia, AMIA lo implementa en la Argentina desde 2009.

Encuentro musical con la orquesta de la Municipalidad de San Martín

En un clima de gran alegría y emoción, el lunes 25 de julio, en Uriburu 650, se realizó un encuentro que contó con la participación de 70 alumnos pertenecientes a las orquestas para niños, niñas y adolescentes de AMIA y de la Municipalidad de San Martín.

La actividad, en la que también estuvieron presentes los docentes que guían la formación musical de los alumnos, fue coordinada por el área de Infancia de la institución y por el programa de Orquestas y Coros de la Municipalidad de San Martín.

“Fue una tarde llena de diversión y mucho aprendizaje. Al comienzo, cada ensamble realizó una presentación musical y en el cierre del encuentro, nos unimos y entre todos para compartir distintas melodías”, expresaron los organizadores.

La Orquesta Infantil y Juvenil de AMIA forma parte de los programas sociales que la entidad lleva adelante para garantizar los derechos esenciales a la población más vulnerable. En este caso, a través de la música y mediante el hecho de aprender a ejecutar distintos instrumentos, se promueve la integración, el valor de la convivencia y la importancia de compartir.

El proyecto educativo está financiado por donantes privados y cuenta con el apoyo de los programas de Mecenazgo del Ministerio de Cultura y Fortalecimiento de la Sociedad Civil del gobierno de la ciudad de Buenos Aires.

Ensayo abierto de la Orquesta en agradecimiento a la familia Fiedotin

Con la participación de más de cuarenta alumnos de la Orquesta Infantil y Juvenil “Arnoldo Fiedotin” de AMIA, el miércoles 29 de junio, en Uriburu 650, se realizó un ensayo abierto, que tuvo como invitada especial a Rosi Fiedotin, quien desde los inicios es la donante del proyecto.

La actividad, que fue coordinada por el área de Infancia de la institución, contó con la presencia del presidente de AMIA, Amos Linetzky; la directora del departamento de Programas Sociales, Fanny Kohon, y el secretario de Programas Sociales, Gabriel Gutesman.

Al momento de dirigirse a los integrantes de la Orquesta, el presidente de la entidad los felicitó por su participación en el proyecto y se refirió al don que tienen, al poder utilizar la música como canal de expresión y unión. “Gracias a Rosi Fiedotin por hacer posible este sueño. Gracias a los directivos, docentes y voluntarios que acompañan a los alumnos en su formación musical”, agregó.

A su turno, Fanny Kohon recordó que “el proyecto de la Orquesta se erigió hace más de 10 años, con el objetivo de facilitar el acceso a la música, al arte, de niños y niñas en situación de vulnerabilidad”. “Buscamos generar un espacio de inclusión comunitaria, a los alumnos no solo se les enseña lenguaje musical, sino que también aprenden en grupo a convivir y compartir”, sostuvo.

El encuentro, en el que también estuvieron presentes las familias de los estudiantes, tuvo como finalidad brindar a Rosi y a su familia un momento artístico para reconocer su valioso aporte. Con gran emoción, la donante del proyecto, quien participó a través de la plataforma de Zoom, reconoció que “el progreso ha sido fenomenal. Estoy muy orgullosa de ustedes”. “Espero poder ir pronto a visitarlos para poder agradecerles en persona”, manifestó.

La Orquesta Infantil y Juvenil forma parte de los programas sociales que AMIA lleva adelante para garantizar los derechos esenciales a la población más vulnerable. En este caso, a través de la música y mediante el hecho de aprender a ejecutar distintos instrumentos, se promueve la integración, el valor de la convivencia y la importancia de compartir. El proyecto educativo cuenta con el apoyo de los programas de Mecenazgo del Ministerio de Cultura y Fortalecimiento de la Sociedad Civil del gobierno de la ciudad de Buenos Aires.

El ministro de Salud porteño visitó el Centro de Día para Personas Mayores

El ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, estuvo presente en la AMIA, en el marco de una jornada realizada, en la sede de Uriburu 650, en la que se pusieron a disposición de los concurrentes del Centro de Día de Personas Mayores diferentes servicios que presta el gobierno de la ciudad de Buenos Aires.

Acompañado por Sofia Torroba, subsecretaria para Personas Mayores, Quirós fue recibido por el director ejecutivo de AMIA, Daniel Pomerantz; la directora del departamento de Programas Sociales, Fanny Kohon, y el coordinador del área de Personas Mayores, Sebastián Fridman.

“Toda la actividad social que hace AMIA aquí es muy relevante. Tanta gente con tantas ganas de hacer cosas, de encontrarse, de revincularse con la vida”, manifestó el ministro después de la recorrida que realizó por el Centro de Día.

“Nosotros, desde la Secretaría de Bienestar, vamos a seguir acompañando todas las actividades que hagan falta. Y si hace falta que aprendamos algo nuevo para acompañarlos, también lo vamos a aprender, porque de eso se trata la función pública. Conectar con la sociedad, aprender, entender y dar servicio, así que en eso vamos a seguir”, expresó Quirós al dirigirse a las personas mayores.

La jornada que se realizó en Uriburu 650, incluyó –entre otras propuestas– el acercamiento a los concurrentes de diferentes proyectos que lleva adelante el gobierno porteño en el ámbito de la inclusión digital, la promoción de la vida saludable y los derechos de las personas mayores.

El Centro de Atención Integral para Personas Mayores de AMIA es una referencia en la región en términos de atención gerontológica profesional e integral. Ha sido distinguido en diferentes oportunidades por su abordaje para promover activamente los derechos en la vejez, y propiciar la autonomía de las personas mayores.

A cargo de un sólido equipo interdisciplinario, el Centro propone una grilla de más de 30 propuestas pensadas para satisfacer todos los intereses y necesidades: desde espacios de relajación y reeducación postural, teatro, danzas modernas, arte, tecnología y gimnasia hasta rikudim, musicoterapia, espacios de reflexión, narrativa y estimulación cognitiva.

Profesionales del área social visitaron el Centro de Atención Integral para Personas Mayores

En el marco del primer “Encuentro de Programas Sociales Comunitarios Latam”, que organizó el Joint Distribution Committee, profesionales que se desempeñan en el área social de las comunidades judías de Argentina, Chile y Uruguay visitaron el Centro de Atención Integral para Personas Mayores de AMIA.

En la sede de Uriburu 650, el martes 28 de junio, la delegación fue recibida por la directora del departamento de Programas Sociales, Fanny Kohon; el coordinador del área de Personas Mayores, Sebastián Fridman, y la coordinadora de Servicios Sociales de la institución, Paula Jait.

Durante el encuentro, los participantes se interiorizaron sobre las distintas propuestas recreativas, culturales y terapéuticas, que desarrolla el equipo profesional de AMIA para los concurrentes del Centro de Día. También conocieron los diferentes programas sociales que la entidad brinda a las personas mayores que asisten a su sede.

La delegación también fue invitada a recorrer la plaza seca de la sede de Pasteur 633, donde -entre otros homenajes- se encuentra el monumento del artista israelí Yaacov Agam que representa, a través del arte, el compromiso de la entidad con la memoria y el reclamo de justicia, y “El Muro de la Memoria” del artista Martín Ron.

El “Encuentro de Programas Sociales Comunitarios Latam”, que se desarrolló del domingo 26 al martes 28 de junio, también incluyó una jornada de debate y reflexión en el Club Naútico Hacoaj, la visita al Banco Comunitario de Medicamentos de la Fundación Tzedaká y un recorrido por la Fundación de Acción Social de Jabad.

Viaje educativo a Israel para jóvenes destinatarios del Servicio Social

Gracias a un acuerdo realizado entre Taglit – Birthright Israel Internacional y AMIA, del 12 al 24 de julio, un grupo de 21 jóvenes destinatarios y destinatarias del Servicio Social de la organización viajarán a Israel, en lo que constituye la primera experiencia de estas características que tiene lugar en la historia de la institución.

“El objetivo del proyecto Taglit- AMIA es brindar igualdad de oportunidades a todos los jóvenes para poder viajar, más allá de la situación de vulnerabilidad socioeconómica que atraviesan”, señalaron desde el área social de la entidad.

“La iniciativa responde a unos de los objetivos centrales del Servicio Social, que es el de promover la inclusión social y comunitaria. Taglit es una palabra hebrea cuya traducción significa descubrimiento. La propuesta, como su nombre lo indica, ha sido pensada para que todo joven judío pueda conocer Israel y de esta forma, acercarse a sus raíces, a la historia y a la cultura”, detalló Paula Jait, coordinadora del Servicio Social de AMIA.

La realización del proyecto es posible gracias a los esfuerzos coordinados por las organizaciones, que se unieron para hacer posible este sueño. “Es una oportunidad única, que incluye para los participantes pasajes aéreos, alojamiento, régimen de comidas completo, excursiones y seguro de viaje”, detallaron desde el Servicio Social de AMIA.

El viaje educativo contempla visitas por distintas regiones de Israel, como el sur, el Golán, y los pueblos cercanos a la franja de Gaza. También recorrerán las principales ciudades como Tel Aviv, Jerusalén y Haifa.

En los meses previos al viaje, se desarrollaron distintos encuentros presenciales, en los que se abordaron temáticas vinculadas con la integración del grupo y la identidad judía. El próximo martes 6 de julio se realizará la despedida de la delegación en la sede de Pasteur 633.

“Se trata de un proyecto que nos permite poner en acción los valores que nos guían: la integración, la igualdad de oportunidades, la solidaridad y la tradición”, remarcaron desde el área social de AMIA.

Actividad con las familias y tutoras del programa HIPPY en Tucumán

En el marco de la alianza sellada entre AMIA y la Fundación León, se realizó recientemente un encuentro con las familias y las tutoras que participan del programa “Aprendiendo en Casa – HIPPY”, en la provincia de Tucumán.

Con la presencia de la coordinadora de HIPPY, Agostina Mattioli, durante la jornada se desarrollaron diversos talleres de orientación, reflexión  y capacitación, en los que los participantes compartieron sus experiencias, y expresaron cuáles fueron los desafíos que trajo la pandemia, las enseñanzas que dejó, y cómo fue el proceso de adaptación a una nueva dinámica de trabajo.

“Desde hace más de tres años que tenemos un convenio de trabajo colaborativo y articulado con la Fundación León, que permitió que el programa HIPPY pudiera extender su alcance y llegar a nuevas localidades”, expresó Fanny Kohon, directora del departamento de Programas Sociales de AMIA.

“El programa que realizamos en Tucumán nos permite aportar nuestra experiencia en pos de promover la educación y el aprendizaje a través del juego,  y contribuir a garantizar la permanencia de los niños y las niñas en el sistema educativo”, resaltó.

El programa “Aprendiendo en Casa – HIPPY” se ocupa de promover el desarrollo temprano de niños y niñas en edad preescolar en situación de vulnerabilidad social, para estimular el aprendizaje y favorecer la inserción escolar. La iniciativa de educación no formal surgió en 1969 en Israel y, a través de su área de Infancia, AMIA lo implementa en la Argentina desde 2009.

Más de 45 voluntarias participaron de una jornada de tejido solidario

Entre decenas de agujas, hilos, y cuadraditos de lana, más de 45 voluntarias y tejedoras de AMIA, la organización Internacional Cadena Argentina y Fundación Tzedaká protagonizaron una jornada de tejido solidario, en la que crearon mantas de abrigo, que serán donadas a un comedor de la localidad de Escobar, al que asisten 130 niños y niñas en situación de vulnerabilidad social.

La iniciativa contó con la organización conjunta de las áreas de Voluntariado, Personas Mayores y del Vaad Hakehilot de AMIA, ya que también se sumaron a la propuesta comunidades del interior del país.

Con el nombre “Punto a punto”, la jornada se desarrolló el 21 de junio, día en que comenzó el invierno. “Es un momento del año en que se pone más de relieve la necesidad de ayudar a quienes menos tienen para que cuenten con abrigo, especialmente en los días de baja temperatura”, señaló Eliana Epelbaum, coordinadora del área de Voluntariado de AMIA.

Al dar la bienvenida a todas las voluntarias y marcar el inicio de la jornada solidaria, que se desarrolló en la sede de AMIA en Uriburu 650, Eliana Epelbaum señaló que la iniciativa surgió cuando descubrieron que existe en el calendario un día internacional dedicado a promover el tejido en público.

“La fecha se conmemora el 12 de junio y nos motivó a organizar rápidamente una jornada en que pudiéramos demostrar cómo con una acción colectiva se puede brindar una respuesta concreta para ayudar a los demás”, indicó.

En la jornada solidaria, también compartió unas palabras Ruth Chan, supervisora del Centro Jofesh para Personas Mayores de AMIA, quien destacó los valores que hay detrás del hecho de “abrigar y de cuidar al otro”, y que se pusieron de manifiesto en la iniciativa llevada a cabo.

Por su parte, Wanda Wurman, directora de la organización Cadena Argentina, agradeció la participación de todas las voluntarias y destacó la importancia de la tarea solidaria realizada para poder llevar abrigos a niños y niñas que lo necesitan.

El encuentro solidario contó con dos momentos especiales que se organizaron con la idea de ofrecer una grata compañía a las tejedoras mientras confeccionaban las mantas. “Por un lado, convocamos al guitarrista Nico Marzuk, para que con su música amenizara la actividad, y a Olga Walter, voluntaria del proyecto Cuentacuentos de AMIA, quien narró un cuento que entretuvo a todos los presentes”, destacó la coordinadora de Voluntariado de la institución.

Actividad para reflexionar sobre el buen trato a las personas mayores

En el marco del “Día Mundial de Toma de Conciencia del Abuso y Maltrato a la Vejez”, que se conmemora cada 15 de junio, en la sede de Pasteur 633, se realizó la actividad “Hablemos de buen trato: Palabras que construyen realidades”.

Con la presencia de más de 80 personas mayores, el encuentro -que se realizó el lunes 13 de junio- fue organizado en conjunto por AMIA, el gobierno de la ciudad de Buenos Aires y la Fundación Navarro Viola. El evento fue convocado por la “Red Mayores en Acción”, y la  “Red HelpAge Argentina”, de las cuales la institución forma parte junto a más de 50 organizaciones de la sociedad civil y organismos de Estado.

Las palabras de bienvenida a la actividad estuvieron a cargo de Sebastián Fridman, coordinador del área de Personas Mayores de AMIA, quién destacó la importancia de reflexionar sobre el buen trato hacia las personas mayores desde la perspectiva de los derechos humanos.

“El buen trato hacia las personas mayores es un paradigma que nos guía en nuestro quehacer cotidiano”, señaló. “Nuestro trabajo en el Centro Integral para Personas Mayores Jofesh se rige por dos ejes centrales, que están relacionados. El primero es concebir a los concurrentes como protagonistas, donde resulta fundamental escuchar su voz, y motivar que puedan comunicar sus intereses y necesidades. El segundo es el concepto de autonomía, entendida como la capacidad de poder tomar decisiones sobre lo que queremos hacer en cada momento de nuestra vida, y que no deberíamos perder nunca”, agregó.

El encuentro contó con la disertación de Gabriel Katz, comunicador y productor audiovisual especializado en gerontología, que invitó a los presentes a reflexionar acerca de los estereotipos y los prejuicios presentes en la sociedad en general y en los medios de comunicación, para referirse a las personas que se encuentran transitando la etapa de la vejez.

Luego fue el turno de Mario “Pacho” O’Donnell, escritor, médico especializado en psiquiatría y psicoanálisis, político e historiador argentino, quien en un mensaje grabado habló acerca del “viejismo” y las distintas formas de discriminación que sufren las personas mayores, y motivó a seguir activos en esta etapa de la vida, destacando la importancia de disfrutar sin dejar proyectos pendientes.

El cierre del evento contó con la propuesta de relajación corporal, a cargo de Omar Zayat, y la presentación del grupo de narrativa y escritura creativa de “Jofesh”, quienes leyeron un manifiesto, en el que expresaron varios de sus anhelos: “Nuestro deseo es que en un futuro cercano todas las personas mayores podamos tomar decisiones acerca de nuestras pertenencias. [..] Que podamos seguir aprendiendo. Qué podamos acceder a las nuevas tecnologías. Que no nos sobreprotejan. Poder enamorarnos. Podemos. Somos personas. Somos mayores”.